Otro ataque a la libertad religiosa

NOTICIAS GLOBALES, Año XIV. Número 1022, 54/11. Gacetilla n° 1137. Buenos Aires, 29 diciembre 20111137)

 OEA: OTRO ATAQUE A LA LIBERTAD RELIGIOSA.

 Fuentes: Propias; CIDH, Acceso a la información en materia reproductiva desde una perspectiva de derechos humanos, (OEA/Ser.L/V/II. Doc. 61, 22-11-11); Comunicado de prensa 131/11, 21-12-11. Por Juan C. Sanahuja

Con fondos de Finlandia y España la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) profundiza la tiránica reingeniería social anticristiana. Si las recomendaciones se hacen efectivas las instituciones católicas de salud estarían en la disyuntiva de hacer abortos y distribuir abortivos o desaparecer .

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos, publicó el 21 de diciembre, el informe Acceso a la Información en Materia Reproductiva desde una Perspectiva de Derechos Humanos, recomendando a los estados americanos mejorar y profundizar la divulgación entre las mujeres de información sobre los servicios de salud sexual y reproductiva: métodos de planificación familiar, anticoncepción oral de emergencia, esterilización y aborto legal.

El informe fue publicado gracias al apoyo financiero de España y Finlandia, según consta en la carátula del mismo.El informe se basa en documentos de la misma CIDH y de los organismos de derechos humanos de la ONU, por ejemplo: del Comité de los Derechos del Niño, Observación General 3, El VIH/SIDA y los derechos del niño, 17-03-2003; Comité para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer (CEDAW), Recomendación General n° 24, La Mujer y la Salud; Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, El derecho al disfrute del más alto nivel posible de salud, Observación General n° 14, 11-08-2000; Informe del Relator Especial Paul Hunt, El derecho de toda persona al disfrute del más alto nivel posible de salud física y mental, 16-02-2004; etc.

Toda esta bibliografía forma parte de la reinterpretación de los derechos humanos, instrumento para la imposición de la reingeniería social anticristiana.La objeción de concienciaEl informe reafirma la “autonomía reproductiva” de las mujeres, las jóvenes y las niñas, con absoluta independencia de los cónyuges, en el caso de las mujeres casadas, y de los padres, en el caso de las jóvenes y las niñas.

En este contexto el aborto es considerado un derecho, aún a costa de los dictados de la conciencia del personal de los servicios de salud y de los funcionarios del área de la salud pública. Citando el informe del ex-Relator Especial de la ONU sobre el derecho a la salud, Paul Hunt, dice: “algunas opiniones tradicionales en materia de sexualidad obstaculizan a la prestación de servicios de salud sexual y reproductiva, como el suministro de información fiable, y tienen un efecto especialmente nocivo para los adolescentes”.

Por eso, lo que destaca de este informe como recomendaciones más inicuas son, en primer lugar, la recomendación de obligar al personal médico o farmacéutico objetor de conciencia a derivar (referir) a otros que los provean a las mujeres que demanden servicios de salud reproductiva que ellos no estén dispuestos a dar.

 Dice el informe: “si una mujer requiere información y servicios de planificación familiar y/o sobre otros servicios de salud reproductiva legales, y el profesional de la salud tiene sus propias convicciones respecto de la utilización de dichos servicios, está en la obligación de referir a la paciente a otro proveedor de salud que pueda proveer dicha información y servicios”, es decir, el objetor se convierte en cómplice del aborto, de la esterilización, o de la distribución de abortivos.En segundo lugar, destaca la recomendación que dice: “la objeción de conciencia no es un derecho del cual son titulares las personas jurídicas o el Estado, sólo es posible reconocerlo a personas naturales”, es decir, se niega el derecho a no brindar “servicios” inmorales a hospitales, clínicas, compañías de seguros médicos. Si esta recomendación se hace efectiva las instituciones católicas de salud estarían en la disyuntiva de hacer abortos y distribuir abortivos o desaparecer. La imposición de Obama a los servicios de salud católicos de USA de proveer medios de salud reproductiva (aborto) a partir de 2012, y el cierre de las agencias católicas de adopción en ese país y en el Reino Unido por negarse a entregar niños en adopción a parejas homosexuales, son antecedentes a tener en cuenta.El informe de la CIDH, es una manifestación más del avasallamiento a la libertad religiosa, que desde hace tiempo es objetivo del nuevo orden mundial.

 NOTICIAS GLOBALES es un boletín de noticias sobre temas que se relacionan con la PROMOCIÓN Y DEFENSA DE LA VIDA HUMANA Y LA FAMILIA. Editor: Pbro. Dr. Juan Claudio Sanahuja

 
Anuncios

El derecho a la objeción. Edición provisional-Pace.

El derecho a la objeción de conciencia en el cuidado médico legal

Edición provisional

 El derecho a la objeción de conciencia en el cuidado médico legal

 Resolución 1763 (2010)[1]

 1.       Ninguna persona, hospital o institución, será obligado, responsable o discriminación de cualquier manera a causa de la negativa a realizar, acoger, ayudar o someterse a un aborto, la realización de un aborto involuntario humanos, o la eutanasia o cualquier acto que podría provocar que el la muerte de un feto o embrión humano, por cualquier razón.

 2.       La Asamblea Parlamentaria hace hincapié en la necesidad de afirmar el derecho de objeción de conciencia, junto con la responsabilidad del Estado para asegurar que los pacientes puedan tener acceso a la atención médica legítima en el momento oportuno. La Asamblea le preocupa que el uso no regulado de la objeción de conciencia puede afectar desproporcionadamente a las mujeres, especialmente las que tienen ingresos bajos o que viven en zonas rurales.

 3.       En la gran mayoría de Estados miembros del Consejo de Europa, la práctica de la objeción de conciencia está adecuadamente regulado. Existe un marco jurídico claro y completo y política que rige la práctica de la objeción de conciencia por los proveedores de asistencia sanitaria garantizar que los intereses y derechos de las personas que buscan servicios médicos legales se respeten, protejan y cumplan los.

 4.       En vista de la obligación de los Estados miembros para garantizar el acceso a la atención médica y legal para proteger el derecho a la salud, así como la obligación de garantizar el respeto del derecho a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión de los proveedores de asistencia sanitaria, la Asamblea invita al Consejo de estados miembros de Europa para desarrollar amplia y clara reglamentos que definen y regulan la objeción de conciencia con respecto a los servicios médicos y de salud, que:

 4.1.    garantizar el derecho a la objeción de conciencia en relación a la participación en el procedimiento de que se trate;

 4.2.    asegurar que los pacientes estén informados de cualquier objeción en el momento oportuno y se refirió a otro proveedor de atención médica;

 4.3.    garantizar que los pacientes reciban un tratamiento adecuado, en particular en casos de emergencia.


[1] Asamblea debate el 7 de octubre de 2010 (35ª Sesión) (ver Doc. 12347, informe de la Social, Sanidad y Asuntos de la Familia Comité, ponente:. McCafferty la señora, y Doc. 12389, la opinión de la Comisión de Igualdad de Oportunidades entre Mujeres y Hombres “, ponente:. Señora Circene). Texto aprobado por la Asamblea el 7 de octubre de 2010 (35ª Sesión).

La libertad de conciencia se impone en el Consejo de Europa

Ha tenido lugar en la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa de Estrasburgo la votación del llamado Informe  McCafferty. Este documento pretendía traducirse en una Resolución del Consejo de Europa que obligara a médicos, personal sanitario e instituciones asistenciales a practicar abortos, al restringir e incluso suprimir (en el caso de las instituciones sanitarias) el derecho a objetar a la realización o colaboración en abortos provocados.

El citado Informe convertía el aborto en un «derecho», una prestación sanitaria enmarcada en la «salud sexual y reproductiva» de las mujeres y consideraba que la objeción de conciencia de los médicos obstaculizaba de manera caprichosa «los derechos sexuales y reproductivos» de las mujeres. El Informe preveía igualmente mecanismos efectivos de control, es decir persecución, de los médicos y personal sanitario que se negara a practicar o colaborar en abortos provocados.

Pues bien, la votación celebrada hoy en la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa no sólo ha rechazado los presupuestos del Informe McCafferty y la propuesta de resolución que limitaba el derecho a la objeción sino que ha aprobado una Resolución alternativa (nº 1763) titulada  Derecho a la objeción de conciencia en la atención médica.

 

El texto de la citada Resolución es, en traducción no oficial al español efectuada por Profesionales por la Ética, el que se reproduce a continuación:

Leer la noticia en La Gaceta (07/10/2010)

Leer la noticia en La Razón (07/10/2010)

Consejo de Europa: la objeción de conciencia, amenazada

La Fundación Lejeune considera inaceptable un proyecto de resolución
 “Consejo de Europa: la objeción de conciencia amenazada”, titula “ Gènéthique”, el resumen de prensa de la Fundación Jérôme Lejeune, de París, Francia.

A petición de los miembros de la Asamblea parlamentaria del Consejo de Europa (APCE), el Centro Europeo para la Ley y la Justicia (ECLJ) preparó un mémorandum examinando las principales disposiciones del proyecto de resolución titulado “Acceso de las mujeres a cu idados médicos legales: problema del recurso no regulado a la objeción de conciencia”, presentado por Christine McCafferty (Cf. Synthèse de presse du 24/06/10).
Este memorandum advertía a los miembros de la APCE que varias recomendaciones de esta resolución violan seriamente la libertad de conciencia de los médicos, tal como está garantizada por la ley europea e internacional.

Entre otras disposiciones “inaceptables”, afirma el memorandum, el proyecto de resolución pide a los Estados miembros de Europa:
–“Obligar a los profesionales de salud a dar el tratamiento deseado al que el paciente tiene legalmente derecho [por ejemplo el aborto] en detrimento de su objeción de conciencia”.
–“Obligar al profesional de salud a probar que “su objeción est&aacute ; fundada en la conciencia o en creencias religiosas y que su rechazo lo da de buena fe”.
–Privar a “las instituciones públicas o de Estado, tales como hospitales y clínicas públicas en su conjunto” de la “garantía del derecho a la protección de conciencia”.
–Crear un “registro de objetores de conciencia”.
–Crear un “mecanismo de quejas eficaz” contra los objetores de conciencia.

El memorandum del ECLJ recuerda los principales aspectos del derecho a la objeción de conciencia de los profesionales de la salud, basándose en una vasta investigación de las leyes que protegen la conciencia de los mismos en los 47 Estados miembros del Consejo de Europa y los 50 estados de Estados Unidos.
Aparece claramente en estas legislaciones que el derecho a la objeción de conciencia está garantizado en las leyes europeas e internacionale s y por regulaciones internacionales de ética profesional, tanto se apliquen a los individuos como a las instituciones, y que está bien reglamentado en la mayoría de las sociedades democráticas.

El CEU se suma a la Universidad de Navarra: no enseñarán a practicar abortos

Según publica ABC, la Universidad CEU San Pablo se rebela contra la reforma de la ley del aborto que hoy se aprueba en el Congreso, en su capítulo de formar sobre el aborto en las carreras relacionadas con el ámbito sanitario. Otras seis universidades españolas estudian la posibilidad de sumarse a la iniciativa de la Universidad de Navarra que el martes firmó una declaración en contraposición con esta enmienda radical.

La obligación que recogerá la reforma de incluir en las carreras de Medicina y Enfermería la enseñanza de la teoría y la práctica de los abortos ha llevado a la entidad navarra a negarse a incorporar dichas técnicas en los currículos por considerarlas lesivas para la dignidad humana y la cultura de la vida.

El CEU prepara otro documento para dejar clara la postura de esta universidad, que podría resumirse en palabras de la decana de su facultad de Medicina, Inma Castillo de Cortázar: “por supuesto que bajo ningún concepto vamos a enseñar a abortar a nadie, entre otras razones porque los propios alumnos ya nos han transmitido que no tienen ningún interés en aprender a trocear seres humanos. Con el aborto hay que buscar soluciones, no agravar el problema”.

La nota del CEU está suscrita por la junta de decanos, delegados de Enfermería y Medicina, catedráticos y los directores de las clínicas que pertenecen a la Universidad. Castillo de Cortázar asegura que el texto recoge el principio de que “el aborto es un atentado a la verdadera medicina y a su vocación de ayudar al más débil, al desnutrido, al indefenso, al desahuciado. Incluir el aborto en los estudios médicos sería prostituir la Medicina”. Igualmente defiende que “por definición la conciencia no puede ser regulada y que el aborto no resuelve nada. Muy al contrario, provoca como mínimo dos problemas: se mata a un niño y deja secuelas gravísimas, psíquicas y físicas, en la mujer“. Pero son más las universidades que se plantean adherirse: la Universidad Francisco Vitoria, la Alfonso X, la Pontificia de Comillas y la Pontificia de Salamanca, la Católica de Murcia, la Católica de Valencia

El aborto será obligatorio en el quirófano y en la enseñanza

Ayer se producia en el Congreso de los Diputados una decisiva votación sobre el Proyecto de Ley Orgánica de salud sexual y reproductiva y de la interrupción voluntaria del embarazo. Profesionales por la Ética ofrece las claves de la reforma de esta norma.

El congreso vota hoy la reforma de la ley del aborto

“La situación es de enorme gravedad”, asegura Fabián Fernández de Alarcón, secretario general de Profesionales por la Ética. “Es cierto que una buena parte de la sociedad se ha manifestado en contra del aborto, en especial de esta reforma y todavía estamos a tiempo de que los diferentes colectivos profesionales se rebelen activamente contra este proyecto que, sencillamente, hará obligatorio el infanticidio y su enseñanza para médicos y personal sanitario, escuelas y universidades”.

“Si el aborto se convierte en un derecho, asegura Fernández de Alarcón, se convierte también en una obligación para los que lo tienen que llevar a cabo”.

Claves de la reforma de la ley:

1.- El aborto pasa de ser un delito a ser un derecho y una prestación sanitaria, lo cual implica que el personal sanitario estará obligado a practicar el aborto en los términos que indica la nueva legislación, en un avanzado estado de gestación y sin más motivo que la voluntad de la mujer.

2.- La objeción de conciencia en la práctica desaparecerá puesto que no podrán ejercerla la mayor parte de los profesionales que intervienen en el aborto. Sólo lo pueden hacer el cirujano y el enfermero, no el anestesista, el personal auxiliar, administrativo…Tal como va a quedar regulada la objeción de conciencia en la nueva ley y su desarrollo reglamentario lo que se producirá es una «lista negra» de objetores que serán discriminados.

3.- La mujer será la única que decide, desde los 16 años, si quiere abortar o no. Al ser un «derecho», la presión social (familia, trabajo, compañeros…) le incitará a ejercerlo. La violencia contra la mujer quedará más impune con esta ley.

4.-  Las facultades de Medicina y Enfermería estarán obligadas a enseñar cómo se practica un aborto en los términos previstos por esta ley, no para abordar un aborto natural, como sucedía hasta ahora.

5.-  El capítulo educativo del proyecto de Ley orgánica incorpora la formación sexual y reproductiva de acuerdo con el modelo gubernamental y de manera obligatoria en todos los centros escolares sin distinción de ideario. Como ya se apuntaba en Educación para la Ciudadanía (EpC), los alumnos serán evaluados sobre diversidad sexual, prevención de enfermedades de transmisión sexual y embarazos no planificados (es decir, aborto).

Los universitarios saldrán a la calle: “no queremos aprender a practicar abortos”

Las Asociaciones Médicos por la Vida, Nasciturus y Universitarios por la Vida se revuelven contra una de las últimas enmiendas de la Ley del Aborto Zapatero que hemos conocido, y es el hecho de que se incluya formación sobre el aborto en todas las carreras sanitarias. Además de atacar el derecho a la vida, desproteger a la mujer y despreciar la maternidad, la sociedad civil entiende que ahora esta ley restringe los derechos de los médicos y enfermeros. Contra ello, han convocado una manifestación el lunes 14 a las 14:00 horas en la Facultad de Medicina de la Complutense.

Universitarios de carreras sanitarias unen sus fuerzas contra el aborto

Bajo el lema “los universitarios no queremos aprender a practicar abortos“, Médicos por la Vida, Nasciturus y Universitarios por la Vida han convocado una concentración pacífica en la entrada de la Facultad de Medicina de la Universidad Complutense, el lunes 14 de diciembre a las 14:00 horas. Con esta movida quieren demostrar que la comunidad universitaria rechaza que se le obligue por ley, a médicos y enfermeros, a estudiar cómo se comete un aborto. Esta concentración esta enfocada como un acto por la defensa de la Vida, la Mujer y la Maternidad. Pero también es un acto por la defensa de la libertad del personal sanitario, que con la futura Ley del Aborto se podrá distinguir, con una “lista negra“, a los médicos y enfermeros objetores de aquellos que no lo son.Acudir a la concentración es obligación de todos, pero sobre todo, del personal sanitario que considere agredidos sus derechos. Médicos, enfermeros o farmacéuticos que estén estudiando dichas carreras, pueden acudir con su bata blanca