Dos marroquíes detenidos por dar una paliza a una mujer marroquí por no llevar velo

Dos hombres de nacionalidad marroquí han sido detenidos por la Guardia Civil en Socuéllamos (Ciudad Real) por propinar una “brutal” paliza a una mujer también marroquí, que sufrió un aborto a raíz de la agresión, por no llevar velo. Los hechos, conocidos hoy, se produjeron el pasado 14 de octubre a las 9:00 horas en el colegio de primaria El Coso, cuando los dos hombres acudieron a recoger al hijo de uno de ellos y observaron a la mujer sin el velo islámico que también acudió a buscar a su hijo.

 

Ayuntamiento de la localidad. Testigos presenciales relataron a la Guardia Civil que los dos hombres, que no guardan relación de parentesco con la víctima, le propinaron una “brutal” paliza, a raíz de la cual, la mujer sufrió un aborto, han informado hoy a Efe fuentes de la Benemérita.

La mujer, de quien las fuentes han informado de que era mayor de edad sin facilitar más datos, fue trasladada en primera instancia al centro de salud de Socuéllamos y, posteriormente, ingresada en el Hospital General de Tomelloso.Fuentes de la investigación abierta de oficio por la Guardia Civil han informado a Efe de que el motivo de la agresión a la mujer fue que no llevaba el preceptivo velo islámico, como le correspondía a su condición de musulmana.A raíz de las investigaciones, la Guardia Civil detuvo el pasado 29 de octubre a dos hombres de nacionalidad marroquí, identificados con las iniciales M.F., de 37 años, y A.F. 27 años.Ambos han sido acusado de un delito de lesiones y puestos a disposición del Juzgado de Instrucción número 1 de Tomelloso.

 

 

En España viven 4.715.757 extranjeros, la mayoría marroquíes, ecuatorianos.

El número de extranjeros con certificado de registro o tarjeta de residencia en vigor en España, a fecha 30 de septiembre, asciende a 4.715.757 personas, lo que supone un aumento del 1,96% (90.566 personas) respecto al trimestre anterior y del 10,31% (440.936 personas) en los últimos doce meses. El colectivo con mayor presencia es el marroquí, seguido del rumano, del ecuatoriano, colombianos, británicos, chinos, italianos, peruanos, búlgaros y portugueses.

El colectivo nacional con mayor presencia es el marroquí El número de extranjeros con certificado de registro o tarjeta de residencia en vigor en España, a fecha 30 de septiembre, asciende a 4.715.757 personas, lo que supone un aumento del 1,96% (90.566 personas) respecto al trimestre anterior y del 10,31% (440.936 personas) en los últimos doce meses.

Según el ministerio de Trabajo e Inmigración (MTIN), 2.519.115 (el 53,49% ) son hombres y 2.190.211 (el 46,51% ), mujeres.El colectivo nacional con mayor presencia es el marroquí (con 758.174), seguido del rumano (728.580) y del ecuatoriano (441.455), seguidos de colombianos (288.255), los británicos (221.073), los chinos, los italianos, los peruanos, los búlgaros y los portugueses.El 38,86% de los extranjeros es nacional de un país de Europa Comunitaria, el 30,71% es iberoamericano, el 20,84% africano, el 6,28% asiático, el 2,84% es europeo de países no comunitarios, el 0,43% norteamericano y el 0,04% de países de Oceanía.Por comunidad autónoma de residencia, Cataluña, Madrid, la Comunidad Valenciana y Andalucía agrupan al 65,71% de los extranjeros con certificado de registro o tarjeta de residencia en vigor.Y, según provincia, Madrid tiene el mayor número de extranjeros (865.828), seguida de Barcelona (704.657).Respecto al régimen de residencia, 2.535.927 extranjeros (el 53,78% del total) están incluidos en el Régimen General y 2.179.830 (el 46,22% ) en el Régimen Comunitario.Por continentes, en todos los casos el grupo de edad mayoritario es el de 16 a 64 años, y su peso varía entre el 85,94% de los iberoamericanos y el 74,67% de los africanos.El mayor porcentaje de menores de 16 años lo tiene el colectivo africano, con un 24,26% . Los mayores de 64 años tienen mayor peso entre los norteamericanos, con un 16,89% .Entre las quince principales nacionalidades, la británica y la alemana son las que tienen una edad media más alta (50,3 y 43,8 años respectivamente), mientras que los marroquíes y los chinos son los más jóvenes (27,2 y 29,0 años respectivamente).

 

 

Detienen a tres marroquíes por agredir a la policía tras incendiarse su autobús

La Policía ha detenido a tres ocupantes de un autobús que se ha incendiado hoy en el kilómetro 47 de la A-4, cerca de Aranjuez (Madrid), y cuyos pasajeros han increpado a los bomberos por llegar tarde y han agredido a los agentes que intentaban poner orden, dos de los cuales han resultado heridos.

El incidente provoca retenciones de hasta cuatro kilómetros en la A-4 sentido Madrid

 Sobre las once de la mañana se ha recibido una llamada en el 062 (teléfono de la Guardia Civil) en la que se avisaba de que los pasajeros de un autobús que había sufrido un incendio estaban increpando a los bomberos porque habían tardado mucho en llegar.

 La Policía Nacional ha enviado una patrulla  y después los agentes han pedido apoyo urgente porque unas 50 ó 60 personas estaban agrediendo a los policías, dos de los cuales resultaron heridos.

 Finalmente la Policía ha detenido a una mujer y dos hombres de origen marroquí: Khadija El-M., nacida en 1978 y con domicilio en Lérida, y los hermanos Ahmed N. y Erradi N., de 41 y 31 años, ambos domiciliados en Leganés. Se les acusa de agredir a agentes de la autoridad. Ninguno tiene antecedentes policiales,

 Un portavoz de Emergencias Comunidad de Madrid 112 , aseguraba que los bomberos no pudieron actuar inmediatamente porque los congregados impedían el paso, increpándoles por haber llegado tarde.

 Una vez que los bomberos han podido actuar lo han hecho con equipos de protección respiratoria, ya que el incendio estaba generalizado, con gran cantidad de humo.

 Al parecer, los pasajeros del autobús trataron de sofocar el incendio con un extintor del propio vehículo y, al no poder, intentaron coger su equipaje, a lo que el conductor se opuso, en primer lugar porque era peligroso y porque no se podía garantizar que cada viajero cogiese sus maletas, y no otras.

 La Guardia Civil y la Policía trataron de poner orden, a lo que los congregados respondieron con amenazas y agresiones.

 El incidente ha causado retenciones de hasta cuatro kilómetros en la A-4 sentido Madrid.