Grupos provida se manifiestan frente a los centros abortistas en el día de los inocentes

Grupos provida en toda España se han manifestado frente a los centros abortistas en este día de los Santos Inocentes para llamar la atención sobre los miles de abortos que se practican a diario en España. Consideran que la nueva ley no protege a la mujer ni a los no nacidos, sólo ayuda, ampara y protege a estas clínicas que hacen del aborto su negocio.

Consideran que la nueva ley no protege a la mujer ni a los no nacidos

Grupos provida en toda España se han manifestado frente a los centros abortistas en este día de los Inocentes para llamar la atención  sobre los miles de abortos que se practican a diario en España. Las asociaciones provida han leído un manifiesto contra el aborto y han soltado cientos de globos blancos, símbolo de los abortos perpetrados en España.Consideran que la nueva ley no protege a la mujer ni a los no nacidossólo ayuda, ampara y protege a estas clínicas que hacen del aborto su negocio.
 
Las asociaciones provida quieren que en un día como hoy, el de los Santos Inocentes, no se olviden de los miles de ellos que no pudieron nacer.

Nueve periódicos publican una esquela “por los niños abortados en 2009”

Un total de nueve periódicos -‘La Razón’, ‘ABC’, ‘El Mundo’, ‘El Correo Gallego’, ‘Diario de Almería’, ‘Las Provincias’, ‘El Periódico de Extremadura’, ‘El Diario Córdoba’ y ‘El Diario de Jerez’- publican hoy en sus respectivas ediciones una esquela “por los niños abortados en 2009”, después de la iniciativa que ha puesto en marcha el portal de información religiosa http://www.infocatolica.com invitando a sus lectores a comprar espacios en periódicos con motivo del día de los Santos Inocentes.

Reproducción de la esquela publicada este lunes

Según informan los impulsores de la iniciativa en la página web, diarios como ‘El País’, ‘El Diario de Navarra’, el ‘Heraldo de Aragón’ y ‘El Comercio de Gijón’ han alegado que la esquela era una reivindicación y que no podían publicarla.

En un editorial, la dirección de Infocatólica señala que “poco imaginaban que cuando se puso en marcha la campaña para conseguir que hoy se publicara en los diarios locales y nacionales una esquela de difuntos en memoria de todos los niños abortados, la respuesta sería tan fenomenal“.

Varios de nuestros lectores han enviado donativos para poder contratar las esquelas y sabemos que algunos las han intentado contratar ellos mismos“, continúa el texto. A los que no han podido contribuir económicamente, este portal les pide que recen “por las almas de los niños que han sido abortados“.

Finalmente, reconoce la necesidad de “pedir por la conversión de los políticos que apoyan leyes abortivas y, en definitiva, por la conversión de la sociedad entera“.

En la esquela, que se titula ‘Niños y niñas víctimas del aborto. Víctimas inocentes. Fallecieron en España durante el año 2009’, se puede leer el siguiente texto: “Se ruegan oraciones, misas, sacrificios y obras de caridad por el eterno descanso de sus almas y por la conversión y salvación de aquellos que, directa o indirectamente, activa o pasivamente, han sido causa de estas muertes“.

El Cardenal Rouco a las familias: “sin vosotros Europa se quedaría sin el futuro del amor”

El arzobispo de Madrid y presidente de la Conferencia Episcopal Española, el cardenal Antonio María Rouco Varela, considera que el actual panorama de la familia en Europa no es “halagüeño” y “se agrava” con las medidas legales que facilitan el divorcio, la extensión de la crisis y del paro. Durante su Homilía en la Misa de la Familia que ha tenido lugar en Madrid, el Cardenal Rouco Varela que el futuro de Europa, su futuro moral, espiritual e, incluso, biológico, pasa por la familia realizada en su primordial y plena verdad.

El cardenal Rouco Varela

El Cardenal Arzobispo de Madrid ha asegurado que “el panorama que presenta la realidad de la familia en la Europa contemporánea no es precisamente halagüeño” y ha constatado que el ya de por sí “preocupante diagnóstico” del estado de salud de la familia europea de 1999 que se realizó en la II Asamblea Especial para Europa del Sínodo de los Obispos “se ha ido agravando más y más“.Para el cardenal la situación se “agrava” por “la facilitación jurídica del divorcio hasta extremos impensables” y “asimilables al repudio“; la “aceptación” o la “eliminación” primero cultural y luego legal de la consideración del matrimonio como la unión entre varón y una mujer, “abierta a la procreación“; el crecimiento “imparable” de las rupturas matrimoniales y familiares y sus “dramáticas consecuencias” para los niños y de los jóvenes. Y a ello se añade, según Rouco, la crisis económica, con la inevitable secuela del paro y la crisis del matrimonio y de la familia.El Cardenal ha advertido que sin la familia cristiana Europa “se quedaría prácticamente sin hijos o, lo que es lo mismo, sin el futuro de la vida”. “Sin vosotras, Europa se quedaría sin el futuro del amor, conocido y ejercitado gratuitamente; se quedaría sin la riqueza de la experiencia del ser amado por lo que se es y no por lo que se tiene. El futuro de Europa, su futuro moral, espiritual e, incluso, biológico, pasa por la familia realizada en su primordial y plena verdad. `El futuro de Europa pasa por vosotras, queridas familias cristianas!”. En el transcurso de su Homilía Rouco ha criticado que el derecho del nasciturus está suplantado en la conciencia moral de la sociedad y de la ley. “El derecho a la vida del niño, todavía en el vientre de su madre – del ‘nasciturus’ -, se ve lamentablemente  suplantado en la conciencia moral de un sector cada vez más importante de la sociedad, y en la legislación que la acompaña y la estimula, por un supuesto derecho al aborto en los primeros meses del embarazo“. Para el Cardenal “la vida de las personas con discapacidades varias, de los enfermos terminales y de los ancianos, sin un entorno familiar que las cobije, se ve cada vez más en peligro. Un panorama a primera vista oscuro y desolador“.
 
El Cardenal ha explicado que esta situación se da “sólo a primera vista” porque “en el trasfondo alumbran los signos luminosos de la esperanza cristiana
y ha alentado a las familias presentes en la celebración en la madrileña Plaza de Lima a “dar testimonio de esa esperanza y corroborarla“.Rouco Varela ha recomendado vivir la familia “en toda la verdad, la bondad y la belleza que le viene dada por el plan salvador de Dios” e iluminarse por la memoria, “hecha actualidad“, de la Sagrada Familia de Nazareth. “Con la Sagrada Familia, formada por Jesús, María y José, se inicia el capítulo de la nueva y definitiva historia de la familia: el de la familia, que, fundada por el Creador en el verdadero matrimonio entre el varón y la mujer, va a quedar liberada de la esclavitud del pecado y transformada por la gracia del Redentor“.Con el ejemplo de la Familia de Nazareth, “como elegidos de Dios, santos y amados” y con el amor “por encima de todo“, el cardenal Rouco ha preguntado a los presentes: “¿En quién y en dónde podrán encontrar los niños, que van a nacer, los discapacitados, los enfermos, los rechazados, etc., el don de la vida y del amor incondicional sino en vosotros, padres y madres de las familias cristianas?”. Monseñor Rouco Varela ha recordado en su Homilía el viaje apostólico de Juan Pablo II en 1982 y el mensaje de la Eucaristía que celebró en la misma Plaza de Lima, convocada como  ‘La Misa para las familias’. En este sentido, ha afirmado que “nunca se  puede legitimar la muerte de un inocente” porque “se minaría el mismo fundamento de la sociedad.” También se ha hecho eco de la Encíclica ‘Cáritas in Veritate’ de Benedicto XVI, quien “en medio de una crisis socio-económica generalizada“, enseña, un cuarto de siglo después de la Homilía de su antecesor, que la familia es una “necesidad social, e incluso económica” y señala que “los estados están llamados a establecer políticas que promuevan la centralidad y la integridad de la familia, fundada en el matrimonio entre un hombre y una mujer, célula primordial y vital de la sociedad“.